EL FUTURO DE LA MÚSICA CATÓLICA EN ESPAÑA

 


Por
FERNANDO SALAVERRI ARANEGUI

 

Ya han pasado más de dos años desde que escribí esta especie de carta abierta al conocer más profundamentela situación de la MÚSICA CATÓLICA en España. ´Me había costado bastante tiempo saber dónde estábamos, pero ahora puedoasegurar que todo ha cambiado. He tenido la suerte de conocer a los primeros que surgieron TROVADOR, de compartir ideas y proyectoscon ASSISI, con SANTAFÉ PRODUCCIONES, con PACO ARANDA ESTUDIO, con VALIVAN y con docenas de artistas y compositores que me han inyectado optimismoy la seguridad de que ya estamos en el buen camino. El 1º encuentro de músicos católicos contemporáneos que organizo el dapartamente de juventud de la Conferencia Episcopal, fue determinante. La aparición de MÚSICA Y FE Ediciones y sobre todo de APROMAC (Asociación de productores musicales y audiovisuales católicos) son otros pasos muy importantes.Ahora todos remamos en la misma dirección y recordar siempre que tenemos todos un mismo jefe: JESUS.

Me permito, después de leer una noticia en diario español EL PAIS, sobre el avance de Los Evangelistas en América Latina, hacer unas pequeñas reflexiones sobre una de las principales causas de su crecimiento en esos países hermanos y a raíz de ello comentar sobre el futuro de la música católica en España:

Que los evangelistas avanzan en América es un hecho y una de sus principales puntas de lanza ha sido y es, la música, la canción actual en todos los estilos, bajo la etiqueta de Música cristiana.
Han conseguido que sus cantantes vendan millones de discos y llenen grandes locales.

La música es uno de sus principales elementos de captación de seguidores y de recursos económicos.

Datos que me ha confirmado Jesus López, CEO de UNIVERSAL LATIN MUSIC. Un español, gallego por más señas,que tiene la responsabilidad máxima en España, Portugal y toda América, de esta compañía que es la número uno del mundo en venta de música. Reside en Miami y han creado hace varios años una división llamada UNIVERSAL CHRISTIAN MUSIC ante el empuje de la música pop, rock, tropical, hip-hop, etc., de carácter religioso. Los países de mayores ventas son Estados Unidos, México y Brasil.

He entrado en las principales web de venta de música on-line en España, Francia, Italia y sobre todo USA y todos los países latinos (amazon, fnac, el corte inglés, Sanbors, y otros más) y es cierto, la Christian Music (música cristiana), tiene miles y miles de entradas o referencias (en amazon USA, 1.676.185), lo que es un auténtico fenómeno. Dentro de ese apartado, esta la CATHOLIC MUSIC, pero en menor proporción, aunque debemos resaltar que sube rápido día a día.

La revista BILLBOARD, que es la “biblia semanal” de la Industria de la música mundial, tiene desde hace muchísimos años, una lista de éxitos con las diez canciones religiosas más escuchadas y vendidas. Primero se centró en el góspel, luego en la Christian Music (de los evangelistas y protestantes en general) y ahora es un tótum revolútum, incluyendo todo tipo de música de carácter religioso y por supuesto también, con los temas de éxito de los artistas católicos.


En los premios GRAMMY (los Oscar de la música), hace varios años que se ha incluido la CHRISTIAN MUSIC, entre los apartados a premiar. También, en los GRAMMY latinos.

Debo reconocer, que todos somos hermanos en Cristo y que se han popularizado canciones bellísimas de artistas y grupos no católicos.

En los últimos años (unos doce más o menos), aunque ya existían algunos pioneros importantes, la reacción de los músicos católicos en Estados Unidos y en América latina ha sido envidiable y contundente y están logrando acortar la distancia con los evangelistas de una manera clara. 

En YOUTUBE se puede comprobar, aunque aún queda mucho por hacer para la música católica, ya que los evangelistas han creado un entramado musical muy potente y profesional. Solo en México ya existen más de trescientos artistas y grupos católicos que graban discos y actúan por toda la República. 

En 2006,en el documento “La Música Litúrgica de Hoy” de la Iglesia Católica de los Estados Unidos, se reconoce la necesidad que tienen los autores de recibir una compensación justa por su obra. Por esto, el documento menciona que las parroquias deben presupuestar fondos para la compra de la música necesaria para la celebración de la Liturgia. En una carta titulada Copyright, (Derechos de Autor, un problema moral), Monseñor Richard J. Schuler explica cómo la violación a la Ley delDerecho de Autor y la piratería, es una acción en contra de Dios y su justicia, en especial al séptimo mandamiento (no robar), por lo tanto es pecado.


España es uno de los países del mundo con mayor porcentaje de piratería musical, no solo en el llamado “top manta”, sino también en internet.

La música no es solo un extraordinario elemento de evangelización, especialmente para los jóvenes, es también una manera de obtener recursos económicos, tan necesarios en los tiempos que corren.
La música católica que se les proponga a los jóvenes, debe tener el mismo sonido, el mismo ambiente, los mismos géneros, que la música de éxito que escuchan en el día a día.

En VIVA LA FE somos conscientes de todo esto y sabemos que España no es “diferente”. Los católicos españoles, no parecen dispuestos a pagar por la música que les distingue religiosamente (comprando discos o asistiendo a conciertos), hasta que les demos la música que quieren escuchar. Hace años que han ido surgiendo extraordinarios artistas y autores católicos, pero la falta de recursos económicos, la falta de medios de comunicación que den a conocer su música, la falta de una buena red de distribución comercial y la gratuidad en casi todos los conciertos, han logrado que todo ese gran talento que tienen no haya podido llegar al gran público católico.

Todas “las modas” (dicho con todo respeto) acaban por entrar, lo que ocurre es que somos más tímidos, más lentos en aceptar lo que viene de fuera, aunque sea para alabar al Señor.

Algunos músicos y creadores católicos españoles y también muchos fieles piensan que nuestra música se le debe dar gratis o que no se debe cobrar por hacerla. Craso error. La gratuidad no sirve para nada, ni para nadie. Si no cobras lo que mereces, alguien se aprovechará de ello. Si no pagamos por ver en concierto a nuestros artistas, a nuestros grupos, no podrá crecer la música católica contemporáneay estaremos perdiendo una de las grandes “armas” para la evangelización. 

Cobra tus royalties, tus derechos de autor, tus actuaciones y luego lo que hayas conseguido se lo das a Caritas o lo utilizas para pagar mejores músicos o grabar en mejores estudios o porque no, lo utilizas para la promoción de tu obra. ¿Cómo vamos a crecer profesionalmente para hacer una música católica de calidad y de éxito, si no se consiguen entradas económicas?. Lo que te dan gratis no lo valoras, le restas credibilidad. Además dar al Cesar lo que es del Cesar y a Dios lo que es de Dios.

Es cierto que el talento lo recibimos gratis del Señor, pero luego tenemos que desarrollarlo, hacerlo crecer, convencer, llegar al mayor número de personas y para ello necesitamos recursos económicos, ya que así está montada la sociedad en la que vivimos.

Es conocido, que yo fui del equipo fundacional de Canal + y que al principio, prácticamente todos mis compañeros de profesión, juraban y perjuraban, que los españoles nunca pagarían por ver la televisión. El tiempo nos ha dado la razón y yase ve como normal el “pagar por ver”.

VIVA LA FE tiene la convicción y la decisión, yademás estamos seguros de que este es el momento oportuno, para que la música católica actual, la música católica contemporánea, entre en España y que seamos una potencia en ese apartado, como lo hemos sido siempre y como lo seguimos siendo, en el pop y el rock, en toda América. Comencemos a andar ese camino. Talento existe, confirmemos el que ya tenemos y busquemos entre los más jóvenes nuevos artistas y grupospara potenciarlos. 

Para lograr que la música católica contemporánea triunfe en España es necesaria la comprensión, la solidaridad, el entusiasmo, la complicidad, los recursos económicos, el apoyo, la unión de todos los productores y promotores católicos, las ayudas de todos, digo todos, los católicos españoles, ya que unos pocos, siguen anclados en pensamientos demasiado conservadores, muy alejados de la Iglesia actual y de lo que nos predica nuestro querido PAPA FRANCISCO.

Dios os bendiga.

Fernando Salaverri Aranegui

Es el Presidente Senior de VIVA LA FE y profesional del periodismo, la radio, la televisión, con más de cincuenta años de experiencia en la Industria de la Música.